Reconocen la carrera de Ciencias Genómicas de la UNAM como una de las más avanzadas

13 Ene 2015


México cuenta con la Licenciatura en Ciencias Genómicas más avanzada del mundo en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM); así lo han reconocido 20 líderes internacionales en la materia como el doctor James Watson, quien junto con Francis Crick descubrió que el ADN es una molécula con forma de doble hélice y hoy es considerado el científico activo más importante.

Fundada en el año 2003 con los lineamientos sugeridos por investigadores como el doctor Rafael Palacios de la Lama, la Licenciatura en Ciencias Genómicas (LCG) de la UNAM fue la primera a nivel internacional en diseñar un plan de estudios que obliga a los alumnos a adquirir dominio de tres disciplinas: matemáticas avanzadas, biología molecular y computación.

Todos los estudiantes de esta licenciatura deben iniciar y conducir investigaciones propias desde el quinto semestre de la carrera. El resultado es que sus 170 egresados actualmente trabajan o realizan estudios de posgrado en universidades como Harvard, Berkeley, Stanford, Génova y Bruselas, así como en el Instituto Pasteur.

El doctor Rafael Palacios de la Lama, cofundador de la carrera e investigador emérito de la UNAM, cuenta que en el año 2000 el rector Juan Ramón De la Fuente convocó a un grupo de universitarios para obtener ideas de cómo podría desarrollarse la genómica en México.

“Yo comenté que para hacer genómica se requería de personas formadas en tres disciplinas diferentes: matemáticas, biología moderna y computación. Esos son los tres elementos para ser un genómico y es muy difícil encontrar las tres cosas en la misma persona, no sólo en México sino en todo el mundo. Esa idea fue la clave para hacer esto; no es que nos den dinero y aparatos, la idea fue: vamos a hacer una nueva carrera”, explicó quien fuera el primer director del Centro de Investigación en Fijación del Nitrógeno y actualmente es miembro del Seminario Permanente Las Ciencias y las Tecnologías en México en el Siglo XXI.

Apoyo internacional


La característica central del programa de LCG que se imparte en el campus de la UNAM en Cuernavaca, Morelos, es que la educación de los jóvenes está diseñada para que cada semestre avance en complejidad y en integración en cada uno de los tres pilares de la genómica.

Desde el tercer semestre los jóvenes tienen seminarios con expertos internacionales y, posteriormente inician trabajos de laboratorio con un nivel de complejidad que antes sólo se les exigía a partir de la maestría.

“Ellos saben que es un honor venir a esta carrera; es un programa excelente. Para los que dicen que en México no se puede y que siempre vamos atrasados, esto es de relevancia mundial; es el programa más avanzado que ahorita existe en el mundo en una licenciatura de genómicas”, dijo el doctor Palacios de la Lama.

Para poder ingresar a la Licenciatura en Ciencias Genómicas de la UNAM se hace un proceso de selección en el que participan, cada año, cerca de 300 aspirantes, de los cuales quedarán al final, aproximadamente, 20.

“El primer año hay que adquirir bastante conocimiento; llevan materias formales como bioquímica, biología molecular, biología celular, computación, programación, metodología de genómica, principios de evolución, etcétera. El segundo año utilizan esos conocimientos y una nueva formación que requieren, ya sea abordando ramas de genómica, haciendo proyectos diseñados para aprender y leyendo literatura moderna”, indica en entrevista el doctor Rafael Palacios.

“El tercer año se acaban los cursos y, entonces, son exclusivamente seminarios avanzados con investigadores del extranjero, uno por semana, más entrevistas, más leer. En el tercer año se enfrentan a 50 proyectos diferentes de investigación sin ningún orden, sin ningún programa; simplemente, tiene que adquirir la capacidad para lo que hacemos los científicos: ir a un Congreso, discutir con un colega, escuchar a alguien, proponer cosas; eso es, digamos, lo que más me gusta de la carrera y este programa de tercer año lo coordiné desde que empezó. El cuarto año es pura investigación en México o en cualquier laboratorio del mundo. Esa fue la idea y esto es lo que hemos hecho”, añadió el investigador emérito.

Aproximadamente, 170 son los egresados de la LCG hasta el día de hoy, de los cuales el año pasado egresó la generación décimo primera. Todos se dedican actualmente a la investigación y la mayor parte están haciendo doctorados, algunos en México, otros en el extranjero.




Fuente: Investigación y Desarrollo
Compartir en Google Plus

    Comentario Blogger
    Comentario Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario