Cambiar el modelo de enseñanza de las matemáticas

 11 Dic 2014


Alejandro Garciadiego Dantan, académico distinguido del Departamento de Física y Matemáticas de la Universidad Iberoamericana (UIA), propone enseñar matemáticas mediante el desarrollo de textos que no incluyan simbología, no involucren suposiciones de proposiciones que no han sido demostradas, ni se apoyen en definiciones que los estudiantes no comprendan.

Quien realiza el proyecto de investigación "La historia como herramienta para mejorar los procesos de enseñanza y aprendizaje de las matemáticas", dijo, atiende esencialmente a la cotidianeidad, es decir, a entender que debemos recurrir a nuestra experiencia de cada día, para de ahí comprender los conceptos matemáticos.

Por ejemplo, para entender el concepto de base numérica, usamos el reloj y el calendario, entre otros instrumentos. De tal manera, el alumno aprende que hay un concepto matemático apoyado en un problema real, al que se le pueden dar distintas respuestas, “y lo que nosotros debemos hacer es seleccionar la mejor respuesta”.

Con esta alternativa nueva, el docente pretende mejorar los procesos de enseñanza y aprendizaje de las matemáticas, sin recurrir a las características del modelo original empleado desde hace casi dos mil 500 años, sustentado en Los elementos, libro que el griego Euclides escribió particularmente para filósofos y matemáticos profesionales, no para niños y jóvenes.

La obra sugiere que todas las personas tenemos capacidad para comprender un lenguaje simbólico, para seguir argumentos lógicos y para hacer suposiciones, como sería un axioma (expresión lógica usada en una deducción para llegar a una conclusión) o un postulado (hecho no comprobable que se convierte en una verdad tácitamente aceptada), y a partir de ahí, generar conocimiento.

No obstante que ese modelo de enseñanza de las matemáticas es equivocado, como lo demuestra la actitud universal de los estudiantes, muchos profesores que imparten esta materia dan por hecho que para aprenderla bastará con que los alumnos memoricen ciertos símbolos, “y eso es un error garrafal. El estudiante primero tiene que comprender qué quiere decir ese símbolo y qué es lo que representa”.

La realidad es que los exámenes de ingreso a la educación superior, muestran que es extraordinariamente bajo y limitado el nivel de conocimientos matemáticos con que entran a la universidad los estudiantes, no sólo quienes ingresaron a licenciaturas que están relacionadas con las matemáticas, sino en general los de cualquier carrera.

Frente a esta situación, en un mundo actual que obliga a todos a tener un conocimiento matemático mínimo, “tenemos que buscar modelos alternativos que sí estén dirigidos a gente joven; estén interesados o no en las matemáticas, y requieran o no de una formación matemática”.

Una de las formas en que trata de mejorar y de incrementar el nivel académico de las matemáticas de los estudiantes, es por medio de libros de su autoría, como Uno, dos, tres,…, infinito,…, y más allá (dirigido a niños a partir de los 12 años, coescrito con su otrora alumno Enrique M. Carpi y publicado por editorial Nivola), que aborda algunos conceptos matemáticos sin recurrir a definiciones que parecieran surgir de la nada y sin usar símbolos abstractos.


Alejandro Garciadiego Dantan

Estudios 

Licenciatura en matemáticas en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), obtuvo sus grados de maestro (1979) y doctor (1983) en el Instituto para la Historia y Filosofía de la Ciencia y la Tecnología de la Universidad de Toronto (Toronto, Ontario, Canadá). Labora en el Departamento de Matemáticas de la Facultad de Ciencias de la UNAM. 

Docencia

Ha realizado estancias anuales de investigación en el Departamento de Matemática Educativa del Cinvestav (1989, 2001 – 2002), en el Departamento de Matemáticas de la Universidad de Ball State (Muncie, Indiana, USA, 1990), en el Instituto Dibner de Historia de la Ciencia del MIT (Boston, Massachusetts, USA, 1996 – 1997) y en el Departamento de Física y Matemáticas de la Universidad Iberoamericana (2007). Cofundador, y actual director, de Mathesis (revista de investigación en Historia y Filosofía de las Matemáticas) y Matemorfosis(título aún tentativo), ha sido parte de los cuerpos editoriales de las revistas Historia Mathematica, Modern Logic y Revista Brasileira de História da Matemática, entre otras; y colabora periódicamente con reseñas en revistas especializadas. 

Es presidente fundador de la Asociación para la Historia, Filosofía y Pedagogía de las Ciencias Matemáticas. Es participante, a partir de su fundación, del Sistema Nacional de Investigadores (México, 1984). Es miembro por invitación de la Academia Internacional de Historia de las Ciencias (Francia) y del Comité Internacional de Historiadores de las Matemáticas (U. S. A.). Finalmente, ya ha sido publicado su libro Infinito, paradojas y principios. Escritos históricos en torno a los fundamentos de las matemáticas (Madrid: Plaza y Valdés. 2014).

Publicaciones

De su libro de investigación, Bertrand Russell y los orígenes de las paradojas de la teoría de conjuntos existe tanto la versión en inglés (Basilea: Birkhäuser, 1992) como en español (Madrid: Alianza Editorial, 1992). También ha publicado, en coautoría (Madrid: Nivola, 2011), un cuento literario, dirigido a público general, donde se aprenden, de manera subliminal, los principios de la teoría de los números cardinales y ordinales transfinitos. Las listas de sus publicaciones y de las conferencias ofrecidas suman más de un centenar cada una de ellas. 





Fuente: UIA
Editado: Bio-Gea


Compartir en Google Plus

    Comentario Blogger
    Comentario Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario